Vosregional | 6:37

La Iglesia expresó su sorpresa: "Es la supresión de una vida inocente"


Invocando la Declaración de la Comisión Permanente del Episcopado "No una vida, sino dos", aprobada en 2011, monseñor Arancedo salió al cruce del fallo de la Corte que dio precisiones para interrumpir un embarazo


El presidente de la Conferencia Episcopal Argentina (CEA), monseñor José María Arancedo, arzobispo de Santa Fe, fue el encargado de fijar la posición de la Iglesia contraria al fallo de la Corte Suprema de Justicia afirmando que “el aborto es la supresión de una vida inocente”.

La Corte confirmó la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Chubut que autorizó la realización de un aborto de una mujer que quedó embarazada como consecuencia de haber sido violada por su padrastro. Y rechazó el recurso extraordinario interpuesto por el Asesor General de la provincia patagónica.

En declaraciones a la agencia AICA, Arancedo manifestó esta mañana que “no existe ningún motivo ni razón que justifique la eliminación de una vida inocente, ni siquiera en el caso lamentable y triste de una violación”.

Monseñor Arancedo recordó la Declaración de la 159º Comisión Permanente del Episcopado Argentino titulada “No una vida, sino dos” aprobada el pasado año.

“Queremos afirmar con claridad: cuando una mujer está embarazada, no hablamos de una vida sino de dos, la de la madre y la de su hijo o hija en gestación. Ambas deben ser preservadas y respetadas”, dice la declaración.

Y agregaba que “la biología manifiesta de modo contundente a través del ADN, con la secuenciación del genoma humano, que desde el momento de la concepción existe una nueva vida humana que ha de ser tutelada jurídicamente. El derecho a la vida es el derecho humano fundamental”.


(Fuente: Infobae.com)

Sin comentarios

No hay comentarios. ¡Sé el primero!
Los comentarios ofensivos o que contengan malas palabras 'CRASH'. Si quieres escribirlas pon en su lugar signos como: @/***ç. Para poder publicar tienes que tener una cuenta de GOOGLE.