Optimismo, el arma de los emprendedores

Según la Real Academia Española, Optimismo significa “Propensión a ver y juzgar las cosas en su aspecto más favorable”. Todo esto me hace plantear que, en el contexto económico-empresaril que estamos viviendo, el optimismo puede ser la forma de mirar “al mañana” con esperanza e ilusión. Y en particular, el optimismo ha de ser una de las principales fortalezas de los emprendedores en estos momentos.



Después de analizar muchos de los proyectos presentados en la I convocatoria inversión y aceleración de UNIR Emprende, me doy cuenta que mantener la fe en el proyecto, es factor clave para alcanzar los objetivos. Siempre y cuándo sepamos identificar claramente cuáles son estos y podamos avanzar hacia ellos sin perdernos por el camino.



Desde mi punto de vista, podemos difundir el “Optimismo” con 3 acciones. La primera acción es motivar a nuestro equipo: Si un emprendedor no tiene optimismo no va a saber ilusionar a su equipo para trabajar hacia los objetivos. Se necesita una personalidad optimista que sepa transmitir energía a su entorno. Que tenga capacidad de liderazgo. La segunda es saber convertir los problemas en Retos desafiantes: Una persona optimista tiene una forma diferente de enfrentarse a los problemas, para él los problemas no son más que obstáculos que superar. Además, cuando los problemas aparecen, y siempre aparecen, no van a desaparecer sin más. Es siempre mejor actuar, hacerles frente… jamás rendirse. Por último, la tercera vía de difusión del optimismo será Dar inercia a tu proyecto: El optimismo te ayudará a ver más oportunidades. Nuevas opciones de crecimiento por todas las partes. Cuando eres emprendedor, no hay nadie para darte una guiarte y decirte que haces las cosas bien. Tienes que seguir avanzando por ti solo. Estar constantemente en búsqueda de nuevas ideas, nuevas mejoras para tu proyecto. Siendo optimista, es mucho más fácil ilusionarse por una nueva oportunidad y encontrar la energía necesaria para actuar.



Personalmente, no creo que la gente nazca optimista o pesimista. Ver las cosas de forma positiva se aprende. Especialmente según vayas cometiendo errores. Si quieres acelerar el proceso de aprendizaje del optimismo, rodearte de gente positiva. De lo contrario te resultará bastante más difícil.



Al iniciar un nuevo proyecto es imprescindible compartir tus ideas con otros emprendedores de su positivismo, ganas e ilusión.

Los invitamos a escuchar Despegue Emprendedor todos los Viernes a las 23 hs un lugar para generar optimismo en la Comunidad Emprendedora Iberoaméricana.

Atte
Pedro Tupac-Yupanqui




IMPRIMIR LA NOTA
Opina sobre este artículo y otros temas en el 'Foro'. de Vos Regional
Tags: , , , ,